Trilogías de verano

Agosto 2012: tres semanas en la playa, en la misma playa, sin tele, sin wifi, sólo el bikini, las chanclas y una pila de libros para leer cuando el sol empieza a caer. Nada complicado, nada profundo. Novelas escritas para entretener, ideales para leer en la playa.

La cosa va de trilogías. Mi amigo Alfonso no lee durante el año, dice que no le queda tiempo entre el trabajo y las niñas, pero en agosto se parapeta bajo la sombrilla con sus libros y desconecta del mundo. Siempre elige una trilogía -es su medida exacta para las vacaciones de verano- y 2012 era el año de Grey. El año anterior fue Millenium, de Stieg Laersson. Yo siempre me he rebelado contra los best seller. Me pasó con Los Pilares de la Tierra -mi primer contacto con la palabra best seller- que tardé más de cuatro años en empezar a leer, medio obligada y casi avergonzada por ser la única de mis amigas que no lo había leído.

A lo que iba. El verano pasado, fiel a mis principios, y absolutamente determinada a no dejarme llevar por el libro de moda, busqué, no sin dificultades, algo que leer entre las toneladas de revistas de moda y sombras de Grey que había en el kiosco-librería-papelería-estanco del pueblecillo gaditano en el que estaba. Me decidí por una edición de bolsillo de Los Juegos del Hambre (lo sé, literatura para jovencitos, pero ya he dicho que no pretendía reencontrarme con los clásicos bajo la sombrilla, sólo desconectar bajo el sol). La historia engancha. Una cosa llevó a la otra, y acabé tres días más tarde en el Bahía Sur buscando desesperadamente la continuación: En Llamas y Sinsajo.

Los juegos del hambre
Suzanne Collins
Editorial RBA

Trilogía los Juegos del Hambre

Creo que me duraron una semana. ¿Y qué hice entonces? Sucumbí. Entré en el kiosco-librería-papelería-estanco gaditano y salí con las Sombras de Grey. Como decía Groucho Marx, estos son mis principios, si no le gustan, tengo otros…

Cincuentas sombras de Grey
E.L. James
Editorial Grijalbo

Trilogía las sombras de Grey

No entiendo a qué viene tanto lío con estos libros. Entretenidos. Con todos los ingredientes para una peli de Hollywood con un casting de guapos de esos que quitan el hipo. Et voilá: estreno en cines el 1 de agosto de 2014, producida por Focus Features y Universal Pictures.

Tampoco me duraron mucho. Encontré entonces un viejo libro de Pérez Reverte que recomiendo: La Reina del Sur. Me sirvió para reconciliarme con este autor después de un empacho de aventuras pendencieras de los múltiples Alatristes que leí otro verano. “Sonó el teléfono y supo que la iban a matar”. Así empieza la inquietante y trepidante historia de La Mejicana, una leyenda sobre drogas y amor con sabor a tequila. Más de 500 páginas que se leen sin respirar.

La reina del sur
Arturo Pérez-Reverte
Editorial Alfaguara

La Reina del Sur

Siempre hago lo mismo; cuando un libro me gusta mucho, me enredo con su autor. Me pasó con Somoza, con Mendoza y con el propio Pérez-Reverte. Tras Territorio Comanche vinieron La piel del tambor, El club Dumas, El maestro de esgrima, La tabla de Flandes y toda la colección del Capitán Alatriste. Después de un justificado descanso tras los siete tomos de Alatriste, y después de nuestro reencuentro que propició la Mejicana, corrí a comprar, ya en Madrid, El tango de la Guardia Vieja (2012), una apasionada historia de amor que discurre entre Buenos Aires, Niza y Sorrento. Max, un canalla que vive de las mujeres, aprende que “la elegancia podía adquirirse con dinero, educación, aplicación e inteligencia; pero llevarla con naturalidad plena requería haber gateado de niño sobre alfombras orientales auténticas un par de generaciones, por lo menos”. Mecha es una señora distinguida, “con esa elegancia que no consiste en la ropa, sino en la manera de llevarla”. Max la saca a bailar un tango y ella le enseña que “una mujer nunca es sólo una mujer… es también, y sobre todo, los hombres que tuvo, que tiene y que podría tener. Ninguna se explica sin ellos. Y quien accede a ese registro posee la clave de la caja fuerte, el resorte de sus secretos”.

El tango de la Guardia Vieja
Arturo Pérez-Reverte
Editorial Alfaguara

El tango de la Guardia Vieja

¿Y el verano 2013? La verdad sobre el caso Harry Quebert, Lo inevitable del amor… Pero eso es ya otra historia.

3 thoughts on “Trilogías de verano

  1. Por fin me paso a leer detenidamente tu blog, aunque nada más vi tu comentario vine corriendo a ver quién era Su ;)

    Me encanta el post, lo de los principios….jajajaj Totalmente, anda que no los he cambiado yo veces, y que me leído libros o visto pelis que de antemano había criticado…xD

    Un besazo! Y gracias por tus comentarios, que por cierto, me dio un montón de rabia, pero la foto que m pusiste de Instagram no me deja abrirla (mi ordenador está para irse directo al contenedor…)

    Mua!

  2. Holaa, bueno la verdad es que las trilogías de los juegos del hambre y 50 sombras, dejan mucho que desear, me apunto el libro de El tango de la Guardia vieja. Es la primera vez que visito tu blog y me ha gustado :)
    Saludos!!

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s